Home Castillos Los 6 castillos más bonitos de Francia

Los 6 castillos más bonitos de Francia

0
1922
Amboise Image by baccus7 from Pixabay  e1619337559124
Amboise Image by baccus7 from Pixabay e1619337559124
Comparte
  • 1.5K
    Compartidos

El denominado ‘jardín de Francia’ debe su nombre a las maravillas arquitectónicas que el paso del río Loira por el centro del país deja a la vista del viajero amante de la historia. El valle del cauce fluvial abarca municipios como Amboise, Chinon, Orléans o Tours, y a lo largo y ancho de la visita se descubren impresionantes castillos como el de Villandry, Montsoreau o Chenonceau.

El valle del Loira

Aparte de la calidad de sus vinos blancos, el valle del Loira presume de estar considerado Patrimonio de la Humanidad de la Unesco por la excepcionalidad de las fortalezas que se erigen por toda la zona que abarca. La mayoría fueron levantadas en la época del Renacimiento francés (siglos XV-XVI), aunque realmente sus orígenes datan de la Edad Media.

Más o menos son unos cuarenta 40 fortalezas las que forman parte de la marca ‘Castillos del Loira’, toda una maravilla para los sentidos. Una lección de historia y arte con mayúsculas. Aunque también se incluyen abadías, basílicas y museos. Estas construcciones son ejemplo de una gran destreza arquitectónica y ponen de manifiesto el talento y la habilidad sin igual de los artesanos del pasado.

Castillo de Chambord

La fortaleza más grande del Loira se construyó en el siglo XVI entre las localidades de Blois y Orleans. Dicen que en su diseño renacentista influyó el mismísimo Leonardo da Vinci. Impresiona su estampa y la imagen que se refleja en el agua. Se convirtió en el sueño del rey Francisco I y entre sus aposentos sobresalen los que fueron de Luis XIV, el llamado rey sol. Los jardines que lo envuelven son otro de los grandes atractivos de Chambord.

Castillo de Chenonceau

Una treintena de kilómetros al este de Tour, en el departamento de Indre y Loira, se alza otra majestuosa fortaleza (siglo XVI), asentada sobre recios puentes y rodeado de exuberantes jardines. Una joya, todo castillo de cuento, de los más visitados de Francia. Personajes tan ilustres como Catalina de Médici o Diana de Poitiers fueron las protagonistas de la intensa vida palaciega de este refinado castillo. De su interior, llamará la atención del viajero su gran sala de baile, escenario de fastuosos bailes hace unos cuantos siglos.

Castillo de Fontainebleau

Sin duda, el viajero se topa ante una de las fortalezas de mayor tamaño de toda Francia, emplazada a 55 kilómetros al sureste de París. De hecho alberga 1.500 estancias y entre sus ilustres huéspedes estuvo el mismo Napoleón Bonaparte. En la antigua cámara real del castillo se conservan su trono y su corona.

fortaleza_chambord
Castillo de Chambord./ Image by Pete 😀 from Pixabay

Castillo de Cheverny

Más que una fortaleza, aún siéndola, parece un caserón rural del siglo XVII. No por ello menos espectacular. Resulta conocido por haber inspirado al dibujante Hergé para crear el castillo de Moulinsar que aparece en los cómics de Tintín. Se ubica en la localidad de Cheverny, a 15 kilómetros al sureste de Blois. Cuenta con algunos de los cuadros más famosos y caros de toda Francia y mantiene la sala de armas con una colección de los siglos XV a XVII.

Castillo de Vaux-le-Vicomte

La simétrica arquitectura barroca tiene a uno de sus mejores ejemplos en esta fortaleza, que inspiró la construcción de otro no menos espectacular palacio: Versalles. Ubicado en la ciudad de Maincy, está considerada la obra maestra del arte francés del siglo XVII. Su salón oval es una pieza única en la historia de la arquitectura francesa, de 19 metros de largo y 18 de ancho.

Castillo de Amboise

A orillas del río Loira, en la zona de Indre-et-Loire, impertérrito y a la vez fabuloso, localizamos esta magnífica fortaleza cuya construcción es una mezcla de estilo renacentista, medieval y gótico. A destacar, sin lugar a dudas, la capilla de San Huberto, donde yacen los restos del genial Leonardo da Vinci.

Visitar los castillos y la zona del Loira se convierte en una apasionante ruta que el viajero puede acometer en cualquier parte del año. Eso sí, necesitará de varios días para realizarla. No es la única ruta digna de interés y curiosidad en el país galo. Francia da mucho de sí: para empezar, lo mejor es conocer su capital. Hay mucho que ver en París, y no solo la Torre Eiffel o los Campos Elíseos.

Y además de París, ¿qué ciudades de Francia merece la pena visitar? Pues la lista es variada y extensa, todo un compromiso para el viajero amante de la historia, que no sabrá por cuales decidirse. Desde aquí proponemos algunas: Lyon, Niza, Marsella, Avignon, Carcasonne, Burdeos, Nantes, Le Mans…


Comparte
  • 1.5K
    Compartidos

NO COMMENTS

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here