Comparte
  • 68
    Compartidos


Si hablamos de uno de los lugares con más historia relacionados con el mundo del rock and roll, los pasos del viajero le conducen a Estados Unidos. En concreto a la localidad de Memphis (Tennesse) Las pistas ya anticipan la visita a uno de los santuarios del rock: Graceland. Se trata de la mansión donde Elvis Presley residió más de veinte años. Todo un santuario para los aficionados a este estilo de música que brinda homenaje al rey del rock.

El segundo edificio más visitado de EE.UU.

No en vano, Graceland: la mansión de Elvis Presley, puede presumir de ser el edificio de los Estados Unidos más visitado después de la Casa Blanca. El viajero que se precie en acudir hasta allí puede participar en un recorrido que le guiará por la mansión, los establos y los jardines. Eso sí: no se visita la estancia privada donde el cantante fue hallado muerto.

Edificada en 1939, alcanza los casi 1.000 metros de superficie y cuyo pórtico central rememora las casas coloniales y neoclasicistas que se pusieron de moda en la época. Elvis se hizo con ella en 1957 y amplió a 1.600 metros cuadrados la planta original.

Graceland: la mansión de Elvis Presley 1
Elvis Presley fue considerado el rey del rock.

El santuario de estética kitsch

Recorrer Graceland es todo un laberinto de sorpresas de estética kitsch: el viajero podrá descubrir una sala de billar forrada de tela estampada, moquetas que simulan césped, elementos polinesios, una cascada de agua sobre una pared de piedra, o incluso una habitación repleta de televisores. Dispone de cinco escaleras, ocho dormitorios y baños, varias salas de ocio, establo para caballos y hasta un campo de tiro.

Dos vidrieras con pavos reales actúan de puertas divisorias frente al Music Room, con un gran piano de cola en el centro de la sala y un busto griego tallado en madera, una figura recurrente en toda la casa.

Graceland está ligada de forma unívoca al fallecimiento de Elvis, que tuvo lugar el 16 de agosto de 1977. Su última novia, Ginger Alden, encontró el cuerpo sin vida del rey del rock tirado en el baño. La versión oficial nos dice que falleció de un ataque al corazón debido, sobre todo, a su abuso por las drogas, la polimedicación y la comida basura.

¿Está vivo Elvis Presley?

Pero su óbito nos sumerge en un mar de dudas que a día de hoy siguen sin aclararse. Muchos de los asistentes al funeral de Elvis, sobre todo aquellos que se pudieron acercar al féretro, comentaron que los rasgos físicos del difunto no coincidían con los que conocían del artista.

El certificado de defunción también despertó sospechas. Antes de fallecer, el cuerpo de Elvis pesaba 250 libras, unos 113 kilos; sin embargo, su peso en el certificado es de 170 libras, 77 kilos. Para darle más misterio, dicho certificado desapareció y solo se conserva una copia del original.

Otra de las pistas en las que más insisten los defensores de la teoría conspirativa se encuentra en su tumba de Graceland. En ella, su nombre aparece escrito como “Elvis Aaron Presley”; en cambio, en su partida de nacimiento, su segundo nombre figura como “Aron” en lugar de “Aaron”. Esta vocal que marca la diferencia sirve para interpretar que Elvis no está enterrado ahí, ya que su nombre no está escrito correctamente.

¿Se apartó de la popularidad?

Desde entonces, son más de veinte millones las personas que han visitado la tumba de Elvis en Graceland. El cementerio familiar reposa en el Jardín de la Meditación de la mansión.

Graceland: la mansión de Elvis Presley 2
Interior de la mansión de Graceland.

La historia de Graceland y en especial de la vida de Elvis Presley nos sigue encandilando. Más de 40 años después de ser declarado oficialmente muerto, hay más de 16 millones de estadounidenses que piensan que sigue con vida. Las teorías en torno a su avistamiento son rocambolescas y disparatadas, y la teoría de que no murió, sino que se apartó del foco de la popularidad para llevar una vida más tranquila, ha ganado millones de adeptos.

Hay una versión conspirativa que nos dice que el rey del rock fingió su muerte para poder escapar de la mafia, entrando en un programa de protección de testigos del FBI. Con una falsa muerte prematura, Elvis Presley podría pensar que se iba a convertir en un mito y comenzar otra vida con una nueva identidad. También se especuló que había perdido diez millones de dólares en un negocio inmobiliario y quería evadirse.

Elvis forma parte, sin lugar a la duda, de la historia maldita del rock. El viajero y lector que tenga intención de indagar en mayor profundidad sobre la figura de Presley tiene, recién sacado del horno, un nuevo libro que ahonda en su fascinante figura y en la de muchos artistas del mundo del rock: Historia maldita del rock, de Javier Ramos, editado por Luciérnaga.

Dónde dormir en Memphis: Days Inn by Wyndham Memphis at Graceland; 3839 Elvis Presley Blvd, Memphis, TN 38116, Estados Unidos; teléfono: +19014103967.

-Memory Lane Inn & Suites Memphis; 3524 Elvis Presley Blvd, Memphis, TN 38116, Estados Unidos; teléfono: +19015077630.

Dónde comer en Memphis: Dodge’s – Memphis, Elvis Presley; 3923 Elvis Presley Blvd, Memphis, TN 38116, Estados Unidos; teléfono: +19013965557.

-Piccadilly Cafeteria; 3968 Elvis Presley Blvd, Memphis, TN 38116, Estados Unidos; teléfono: +19013985186.


Comparte
  • 68
    Compartidos
Artículo anteriorCassius Clay en Madrid
Artículo siguienteSuiza: una tierra de viajes épicos
Javier Ramos
Soy periodista y experto universitario en protocolo. He trabajado en diferentes medios de comunicación como 20 minutos, Las Provincias o Diario 16. Ahora ejerzo labores de community manager, colaboro en blogs y publicaciones digitales. Autor del libro 'Eso no estaba en mi libro de Historia de Roma'.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here